ntes de finalizar 2017 tuvieron lugar los «oscar» de los centros de datos, también llamados los DCD Global Awards, que son promovidos por la compañía de origen británico DatacenterDynamics , actualmente, la principal plataforma de información de la industria del «data center». El Barcelona Supercomputing Center, Indra y Repsol han visto recompensado su esfuerzo y trabajo en este sector tecnológico, en el que España comienza a ser puntera gracias a la inversión y la puesta en marcha de recursos.

El «managing director» para España y Latinoamérica, José Luis Friebel, apuntó a TU ECONOMÍA que «hay que tener en cuenta que los ganadores de otras ediciones han sido empresas como Face-book, Portugal Telecom, VISA, Toyota, Telefónica, Ericsson, Morgan Stanley, Virgin, BT y Oracle, por destacar solo alguno de los más de 120 ganadores en las 10 ediciones de estos premios. En España contamos con recursos, empresas y capital humano suficientes como para realizar importantes y destacados proyectos en el mercado de los centros de datos. La prueba son los reconocimientos internacionales».

Quizás por ello, el jurado calificó al centro de la Ciudad Condal como «la supercomputadora más poderosa de España y se encuentra en la ubicación más deslumbrante: la Capilla del siglo XIX Torre Girona en Barcelona, que ha estado en funcionamiento desde 2005, demostrando que la belleza no envejece». El premio lo ha recibido en la categoría de «Data center más bonito del mundo».

Por otro lado, el galardón a Indra Sistemas, ha tenido lugar en la categoría de «Equipo de Operaciones del año de Data Center», en concreto por «Keystone Services Delivery Project». «La empresa española de tecnología de la información y defensa congregó a un gran equipo para desarrollar una capacidad de gestión de infraestructuras de gran éxito en su centro de datos de San Fernando en Madrid, originalmente encargada en 2011», según señaló el jurado.

En último lugar, los miembros responsables de la decisión de premiar a Repsol, mantuvieron que «el proyecto de transformación de TI de Repsol lo ha trasladado con éxito de un modelo operativo de TI tradicional a un modelo de nube orientado a servicios, lo que significa que el negocio puede ser más rentable y ágil con el fin de satisfacer las demandas de capacidad a nivel mundial». Destacaron en la categoría de «Clod Journey of the year», con el proyecto «Hybrid Ready Project».

Todos estos calificativos del jurado demuestran que en los últimos años la industria española de los «data center» ha avanzado hacia la madurez de un sector que es fundamental en la actual sociedad digital. «Empresas privadas y gobierno han progresado en un proceso de consolidación para desarrollar modernos e innovadores proyectos de infraestructura. Los data centers españoles son un ejemplo de cómo innovar y poner en marcha proyectos novedosos basados en tecnologías como free cooling, renovables, geotermia o cogeneración, entre otros», concluye Friebel.

ubicación privilegiada

Cabe destacar que el Barcelona Supercomputing Center se halla entre lo humano y lo divino. Inaugurado en 2005, el centro de datos está construido en una antigua iglesia del siglo XIX. La Torre Girona fue reconstruida tras la Guerra Civil Española y ahora forma parte del campus de la Universidad Politécnica de Cataluña. Ahora alberga el supercomputador MareNostrum, una «joint venture» creada por IBM y el Gobierno español. El pasado 29 de junio se anunció el inicio de las operaciones de «MareNostrum 4», que, con una capacidad de 11,1 petaflops, es el tercer superordenador más potente del continente europeo.



Fuente: La Razón

Compartir

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.